GRITO CIUDADANO

>> 12/5/10



En silencio vamos sufriendo lo que nos acontece. Muchas veces me hago la pregunta, quizás retórica, porque todos intuimos la contestación: ¿por qué los partidos políticos y la prensa alineada nos tratan de esta manera?, ¿por qué nos tratan como si fuéramos individuos irreflexivos? Me pregunto, igualmente, ¿por qué algunos conocidos y amigos repiten servilmente aquello que dicen aquellos? Y entonces grito con ira ciudadana.

No es cuestión de ser exhaustivo. Todos estamos al corriente. Pero permitidme:

La trama Gürtel. Según reconoce Correa, lo suyo son las relaciones con los políticos: Bárcenas, el ex tesorero, Pablo Crespo, ex secretario del PP gallego. Conoce a Agag y es testigo de su boda, compartiendo tal honor con dos primeros ministros. Un militante del PP denuncia sus relaciones con políticos madrileños de ese partido. Se regalan relojes, banquetes y hasta un Jaguar.
Se monta una franquicia en Valencia, aparece “el Bigotes”: “te quiero un huevo amiguito del alma”. Más relojes, trajes, pulseras y coches. Algún juez es “más que un amigo”. Para qué seguir.
Posición del Partido Popular: El caso Gürtel no es una trama del PP, sino una trama contra el PP. Se dice textualmente: “Esto no va con nosotros”.

¿Por qué nos tratan así?

¿Y el caso Matas? Como lo anterior pero con tintes más castizos. Un ministro de España, un Presidente de Comunidad que compra palacios a bajo precio, y que tiene la rara habilidad de hacer velódromos que no lo son y al doble de su valor. Según parece el Sr Rajoy está disgustadísimo y ya no le llama Jaume. Para demostrar su enfado le llama Jaime.

¿Por qué nos tratan así a los ciudadanos?

Qué decir del distinto trato que recibe el Juez Garzón si hablamos del caso Morey o del caso Gürtel y los crímenes del franquismo. He presenciado en Murcia cómo un miembro del PSOE le lanzaba a la cara los improperios más vergonzantes. Y ahora son los miembros del PP los que se encargan de lanzarlos. Hay que ir a las hemerotecas para leer las manifestaciones de todos estos políticos en ambas circunstancias.

¿Acaso nos merecemos esto?

Pues bien, con todo lo que está cayendo, me aparece un entrañable amigo, dicho sea de paso, poseedor de grandes honores universitarios y me dice: al Sr. Presidente de las Cortes le ha tocado la “Bonoloto” y comienza a relatarme la insinuación, como eco, que el PP en boca de la Portavoz Parlamentaria y de la Secretaria General pone en circulación sobre el patrimonio del Sr. Bono.Quedé estupefacto. A mí que en silencio intentaba digerir la vergüenza que no sentía desde el caso Roldán: lo único que se le ocurrió era hacer un juego de palabras.

Generalmente las reflexiones más o menos profundas las hacemos como consecuencia de un pequeño detalle o anécdota que nos ocurre. Llegué a la conclusión de que mi querido amigo había abdicado de su raciocinio crítico y me acordé de la figura que se da en las sociedades tradicionales en las que la estructura del Estado es casi nula: el clientelismo.

La clientela en el mundo romano se entendía como una relación entre sujetos de distinta condición. Uno de rango superior o patronus y otro de rango inferior. El patronus lo protegía y el cliente, a cambio, se mostraba sumiso, deferente y obediente. La sociedad civil es y tiene que ser contraria a la clientelar pues está basada en vínculos horizontales y no de sumisión.

A este respecto recuerdo el texto de Norberto Bobbio, probablemente el máximo filósofo de la Ciencia Política, titulado Las Promesas Incumplidas de la Democracia. La sexta está relacionada con el Aprendizaje de la Ciudadanía y en su comentario hace mención a John Stuart Mill quien distingue entre ciudadanos activos y pasivos y cómo los gobernantes prefieren a los segundos pues es mucho más fácil dominar a súbditos dóciles o indiferentes, pero que la democracia necesita de los primeros, de los activos.

Nos enfrentamos, dice Bobbio, a algo que puede ser peor y es la apatía política, a no estar interesados en lo que sucede.


Los partidos políticos necesitan votos. Pero hay algo previo.

56 comentaris:

Camino a Gaia 12 mayo, 2010  

No cabe duda de que además de la corrupción política es necesaria la indiferencia política de los ciudadanos. Confundimos ser pacíficos con ser pasivos, son muchos años de educación por el marketing. Por eso la televisión ha sido gratuita.
Seamos honestos la democracia no es una realidad, es una utopía y aún estamos muy lejos de llegar a ella.

Eastriver 12 mayo, 2010  

Interesante texto. Se me ocurre que también los ciudadanos activos políticamente acaban a veces tornándose sumisos de puro cansancio. Es agotador observar cómo, ante casos que claman al cielo, no sólo no ocurre nada sino que a la mayoría parece no importarle. Y digo no importarle no solamente en el sentido de no preocuparse, sino en el sentido de no parecerle censurable.

Hay muchos males que afectan al sistema inmediato. Alguno lo señalas en tu texto. Y luego está también ese paternalismo que se gastan, que resulta agotador. O ese tono que no es para nada creíble. O esas malas formas en el parlamento, pésimo ejemplo y de nulo vuelo. O ese partidismo a ultranza que consiste a veces en poner palos en las ruedas. O ese hablar todo el santo día con proclamas facilísimas y en titulares. Tantas otras... Las que cito son desde luego menos importante que las que aportas tú pero creo que también contribuyen a alimentar la desgana.

Txema 12 mayo, 2010  

Muy buen texto y un planteamiento riguroso.

Desde una posición de izquierda podría añadir que no sólo el PP es el "maktratador".

Muchas veces los silencios, la falta de agilidad y de respuestas contundentes y serias, son motivo de insatisfacción entre la ciudadanía.

La crisis económica ha sido un buen ejemplo.

saludos

Thornton 12 mayo, 2010  

Camino a Gaia, señalas una cuestión esencial, confundir pacifismo con pasividad. Abres un debate muy interesante.
En cuanto a la democracia, también coincido contigo pero tendremos que perseguir esa utopía, es lo que hay, ¿cuál sería la alternativa?
Un saludo.

Thornton 12 mayo, 2010  

Ramon, aunque sintamos signos de agotamiento, al menos que nos queden las suficientes fuerzas para gritar y, por supuesto, no seamos jamás clientes.
Un abrazo.

Thornton 12 mayo, 2010  

Txema, gracias por tus palabras.
Señalo estos casos del PP porque es la actualidad. Ya expreso la vergüenza que pasamos en su día con Roldán y la hipocresía de algunos dirigentes del PSOE con Garzón.
Mi denuncia de clientelismo abarca a todos los partidos, no sólo a la derecha.
Un saludo.

Anusky66 12 mayo, 2010  

maravilloso texto thornton!!! reconozco que me fastidia mucho que tengas tanta razon en lo que has escrito, vivimos una enorme apatía política y social de la que no veo nada claro que salgamos bien parados (ojala me equivoque!! ) .
Un besazo

Clara 12 mayo, 2010  

Leer citas de Bobbio y de Stuart Mill es un lujo intelectual dificil de encontrar en otros blogs. Me ha interesado enormemente el punto de vista del clientelismo.
Este blog es una pasada y te anima a gritar.

Jordi Pascual Morant 12 mayo, 2010  

¿Por qué leemos los periódicos? ¿Por qué miramos los informativos de televisión? por “QUÉ!”, es uno de esos periódicos que nos regalan a la entrada del “METRO”, otro periódico gratuito, de los que se leen en “20 MINUTOS”, uno más. ¿Quizás para influir sobre nuestro “ADN” ideológico?, y otro.
Empecemos por rechazar los regalos, no sea que acabemos por aceptar trajes o relojes.

Los programas de televisión más vistos son los noticiarios, los llamados “del corazón”, los deportes, la “Formula 1” ocupando la zona horaria del noticiario a TV3, y otras banalidades tipo “Gran hermano”, o los que exponen todas las bajezas de los “famosos”. ¿Qué raciocinio crítico puede residir en esas gentes que luego irán a votar a los gobernantes de éste país?

Desde los medios de comunicación insisten en que todos debemos tener un compromiso político, lo cual significa posicionarse ideológicamente y así crear confrontación. Imaginaros que tuviéramos que definirnos entre Bach, Stravinsky o Monteverdi. ¿Absurdo, no? La desinformación provoca que muchos confundan a Verdi con Monteverdi y en política predomina la desinformación que nos llega de los llamados “informativos”.

Recientemente ha salido una noticia en la que se ofrecen 600 € al día por trabajar doce horas en la construcción en Dubai. Pues aunque a todas luces es evidente un engaño, habrá miles de personas que se inscribirán en dicha solicitud previo pago en sellos o certificado médico, únicamente expedido en un centro determinado adjunto a la empresa que ha emitido el anuncio.

Pues sí, nos lo merecemos.

Yo recomendaría escuchar La sonata KV 457 de Mozart interpretada por Mikhail Pletnev antes de ir a votar.

Antonio 12 mayo, 2010  

Querido amigo Thornton, excelente exposición la que has presentado. Creo que hay una razón histórica, y de peso, para que se den esta especie de conductas, hoy perversas. Siempre el poder se justificó en la defensa de sus súbditos. El rey defendía al pueblo de las agresiones externas e imponía orden. Yo tengo el poder y quien no se pliegue a él sabe que no puede ser protegido por ese mismo poder, que se vuelve contra él. Sométete y vivirás, yo te protejo de mi ira, si haces lo que quiero. He aquí el clientelismo del poder. Tú haces lo que digo y saldrás beneficiado, o menos perjudicado, que al fin y al cabo es lo mismo comparativamente.
De aquí surge el siervo, el servidor al señor, al noble y al rey. Las revoluciones y el progreso abren la puerta a la idea de soberanía popular y al abandono del servilismo, pero esa idea no se implementa, pues choca con el clásico ejercicio del poder, con sus formas de ejecutarlo y de gestionar los estados. Siguen actuando como antes, pensando que el pueblo es imbécil, o debería serlo, creyendo que una vez en la poltrona, tienen todo ese poder para hacer y deshacer lo que estimen conveniente, puesto que el estado no está para servir al pueblo, sino el pueblo al estado.
Para mí hay dos formas de entender la política. Una como representante de un pueblo soberano y otra como regidor de un pueblo sometido. En el primer caso manda el pueblo a través del gobierno, en el segundo manda el gobierno sobre el pueblo.
Me duele que la política se deteriore. La política, en los estados democráticos, ha de ser ese arte de saber gestionar el bien común en beneficio de todos y no de unos cuantos; de entender que los estados son el resultado de unir voluntades de los pueblos, de la gente, y no una estructura de poder que somete a esa gente contra su voluntad.
Nosotros elegimos si queremos a unos políticos serviles con el poder que ostenta el dinero, y vamos a recoger las migajas que caen de la mesa del señor, o si queremos y exigimos políticos que pongan en su lugar al poderío económico y gestionen los bienes para todos. El asunto es peliagudo.
Puede que esta sociedad tenga mucho de mediocre y poco de idealista, en la línea que plantea José Ingenieros, existe mucho hombre mediocre. Habrá que volver a resucitar el idealismo y generalizarlo… ¿Será ello posible?
Un saludo.

mariajesusparadela 12 mayo, 2010  

Lo más triste es que la conclusión general es "todos los políticos son iguales" y eso no es cierto. Pero, desgraciadamente se ven más los sinvergüenzas que los idealistas.
Mucha gente, aburrida, deja de votar y eso beneficia, exactamente , a los peores.
Riguroso texto, como todo lo que haces, presidente.

Thornton 12 mayo, 2010  

Amusky66, hemos coincidido en varios blogs pero hasta hoy no habíamos intercambiado opiniones. Es un placer.
Yo también soy algo pesimista respecto a la apatía pero, al menos, algunos no dejemos de gritar.
Besicos.

Thornton 12 mayo, 2010  

Clara, los comentarios como el tuyo reconfortan. Gracias.
Un saludo.

Thornton 12 mayo, 2010  

Jordi Pascual, hay una palabra que detesto más que otras: gratis. Por falsa. Nada es gratis.
A riesgo de iniciar un nuevo debate, yo sí eligiría entre esos tres músicos. Si he de escuchar sólamente a uno de ellos, me quedo con Bach.
Tienes tristemente razón, la desinformación de los informativos es enorme y no hablemos de las tertulias. Cada tertuliano es fanático de uno u otro político. Pena de gente.
Lo de escuchar a Mozart antes de votar me parece una idea genial. Aunque frente al piano esté M.J. Pires.
Un saludo.

Thornton 12 mayo, 2010  

Antonio, gracias por tus palabras.
Has explicado con claridad la razón histórica del clientelismo. Ahora se entenderá mejor.
Me parece adivinar que eres un idealista, si es así, no dejes de serlo. Te sienta fenomenal.
Un saludo.

Thornton 12 mayo, 2010  

MºJesús, tienes razón, ni todos son iguales ni necesitamos salvadores. Esto es lo que hay y no debemos rendirnos, por lo menos tú y yo.
Un beso, uno sólo.

R.A.B 13 mayo, 2010  

Es cierto es cierto... ¿por qué nos trataMOS así?

:+

Thornton 13 mayo, 2010  

R.A.B. Enhorabuena,has "encontrado la semántica adecuada".
Un saludo.

El Serrano 13 mayo, 2010  

Tal día como hoy. Fíjaros en la clientela de unos y otros. !Qué pocos los reflexivos!. Esto está bien si lo digo yo. Si sabían lo conveniente de ciertas medidas y la necesidad de ponerlas en prácticas con anterioridad, ¿por qué no lo hicieron en las autonomías que gobiernan?.
Un jacobino inmisericorde.
Es hora de apoyar si, como dicen, estas medidas las propusieron con anterioridad.
Al ir al trabajo, yo ya sabía lo que iban a decir unos y otros. !Qué divertido!.

Thornton 13 mayo, 2010  

Serrano, sé que todo esto no te pilla de sorpresa. Diviértete todo lo que quieras pero no te rindas y sigue gritando.
Un abrazo.

El Serrano 13 mayo, 2010  

Soy funcionario, querido Thornton, y estoy complacido con la decisión gubernamental porque así grito con más fuerza. Me cago en las autonomías y su clientela y falta de responsabilidad gobernante. En mi comunidas murciana, gobernada por el PP, me dicen que el número de trabajadores clientelares (leasé no funcionarios de carrera) es extraordinario. Una auditoria es imprescindible y además que nos expliquen con pedagogía los resultados. Dicen que en la Consejería de Educación hay más profesores de asesores que en los centros escolares.¿ Para ahorrar los mandarán de nuevo a sus destinos? Sería interesante que nos comunicaran cuántos profesores de cupo (profesor de cupo es aquel que pertenece a los profesores por los que se divide el número de alumnos para saber la ratio) y sus apellidos. Me dicen que es como una banda de música porque todos los nombres suenan. Y si esto es en la consejería que conozco deduzco que será igual en otras.¿ Y en los ayuntamientos,de todos los colores?. Cuando se habla de funcionarios, no solo se habla de los de carrera, sino también de los clientelares.
Quiero, querido Thornton, ponerte un ejemplo de los hipócritas: paseando por la plaza de Romea de Murcia, donde está la Consejería de Cultura, sobre las dos y media, veo un coche, marca audi, la misma marca que tanto escandalizó en Galicia, veo salir al consejero (creo que ha dado seis millones de euros a la fórmula 1) acompañado del chofer y de otra persona que llevaba una cartera. Los dos acompañantes montan en los asientos delanteros, luego eran subalternos, y en el asiento trasero, como una reinona, el consejero. Por la hora que era, presumiblemente irían a casa del consejero para que comiera o a algún restaurante lo que es peor pues presumo que pagaría la tarjeta platino iridiado de la Comunidad. Y Rajoy, como dices, diciéndole Jaime a Jaume. Estoy convencido que en otras comunidades será exactamente igual. Me pongo a gritar y no paro.

Grito. Es verdad lo que decía nuestro querido Tierno: las elecciones las ganan los primeros de cada lista.

Me gustaría oíros gritar más.

Mariano 13 mayo, 2010  

uena reflexión en un momento adecuado. Dice bién Bobio que hay mucha apatía; a mi mismo me invade, pues aunque en estos momentos el caso Gurtel pone en la picota al PP, no le van a la zaga el resto de los partidos.¿Por qué se empeñan en esos gastos disparatados de campañas y aparato?. Seguro que si desde el primer momento les hubieran pasado la factura en lugar de condonar créditos otro gallo nos cantaría. No voy a decir que todos los políticos son igualers, pero lo que sí digo es que TODOS los que manejan presupuestos importantes o tienen la capacidad de "Recalificar" terrenos, cambiar su uso etc. acaban corrompiéndose. El sistema electoral que tenemos tampoco ayuda demasiado, de todas formas parece que ultimamente estamos todos mas radicalizados y se nos ha ido la "olla". Los medios no solo no ayudan sino que exacerban. Bién escrito y bién centrado Thornton. Un abrazo.

Thornton 13 mayo, 2010  

Serrano, este blog es,creo, precisamente para eso, para gritar. Así que no te prives.

Thornton 13 mayo, 2010  

Mariano, te invade el pesimismo. No crees que entre nuestros políticos puedan haber "once mil vírgenes".
Un abrazo.

El Serrano 13 mayo, 2010  

Que cada uno pregunte gritando cuántos trabajadores tiene el ayuntamiento de tu pueblo. Si pudiéramos saber sus nombres o filiación política, no nos llevaríamos ninguna sorpresa. Veréis como la gran prensa no invesiga. Sumisos.

Preguntad, si no lo sabéis, de todo el gasto del Estado qué parte lo hace los ayuntamientos, las CCAA y la administración central.

Sabéis que por productividad (qué sarcasmo) es corriente que los trabajadores municipales cobren más que de sueldo.

Clientes, de eso no os hablarán vuestro patronos.

Que la ciudadanía no confunda al funcionario con la mala gestión en su nombramiento.

Sindicatos, tomad la gestión, como se hace en otros países, del pago del paro. !Cuántos trabajadores cobran el desempleo y trabajan! ¿Por qué no se hacen redadas selectivas?

Nos dicen voces autorizadas que se estima que en España hay más de un veinte por ciento. Si eso es cierto ¿se puede deducir que el veinte por ciento del desempleo es fraudulento?

Sí, Thornton, seguiré gritando aunque no me oiga nadie.

Mariano, la gran corrupción es previa a lo que cuentas, por cierto comletamente de acuerdo contigo.

Sí, efectivamente, borregos que pacen o ciudadanos pasivos y apáticos.

El Serrano 13 mayo, 2010  

Preguntad: ¿Dónde trabajan los familiares de los altos dignatarios sindicales, y de los medianos también? No os sorprenderéis.

O te callas o no te libero.

Ciberculturalia 13 mayo, 2010  

Interesante cuestión traes a estas páginas. El desafecto de los ciudadanos, de muchos ciudadanos por la política tiene dos responsables: el político y el ciudadano.

Con frecuencia se nos olvida que están porque han sido elegidos. Que están porque nosotros lo permitimos con nuestro voto.

La generalización con la que muchas veces juzgamos a los políticos, es tan solo la excusa para justificar la irreflexión y el pasotismo. Para justificar la inacción.

Podemos hacer mucho, nosotros los ciudadanos, otra cosa es que "nos apetezca".

Me gustó tu entrada.
Un beso

Thornton 13 mayo, 2010  

Serrano, discretamente discrepo de tu opinión sobre los sindicalistas.

Thornton 13 mayo, 2010  

Ciberculturalia, aunque nunca hemos platicado, ya habíamos coincidido en algún que otro blog. Nunca es tarde.
Esa es la cuestión, creer de verdad que los ciudadanos podemos influir en la política. Que no nos aburran, por muchos motivos que nos den para ello.
Besicos.

Camino a Gaia 14 mayo, 2010  

Hola Thornton, ¿cual es la alternativa?
Creo que con esa pregunta abres un debate fundamental, porque en buena medida se tiene la sensación que las teorías políticas están agotadas y eso nos lleva a un desencanto intelectual muy profundo: la democracia sigue muy lejos y parece que no hay nada que pueda evitar que las grandes tragedias humanas vuelvan a repetirse de forma cíclica.
Pienso que hay alternativa, pero yo empezaría a desarrollarla en el campo de la ciencia. Sin embargo, hay que partir de algunas premisas básicas. Los grupos de poder actúan de forma global y las nuevas democracias deberían orientarse también de forma global. No cabe duda de que necesitamos audacia e imaginación.
Si no luchamos por un sueño jamás saldremos de esta pesadilla.

Mariano 14 mayo, 2010  

Amigo Thornton, creo que no hay ni las XI m virginum que dieron lugar al error multiplicador, y despues de toparse con los Hunos, mártires sí, pero vírgenes lo dudo. Los Hunos de nuestros políticos son los €uros que profanan su moral impúdicamente. Cuanto mas hablo del tema mas "optimista" me vuelvo. A disfrutarlos con alegría.

Thornton 14 mayo, 2010  

Camino a Gaia, "Los grupos de poder actúan de forma global y las nuevas democracias deberían orientarse también de forma global". Sí, sí, sí. Totalmente de acuerdo. Ésa es una muy buena reflexión.
"Si no luchamos por un sueño jamás saldremos de esta pesadilla". Perdona que reproduzca casi íntegro tu texto pero es que no se puede decir mejor.
Un saludo.

Thornton 14 mayo, 2010  

Mariano, veo que tu desencanto es mayúsculo. Intuyo que conoces muy bien la trastienda de las oficinas de urbanismo. ¿Es así?
Un abrazo.

ParKer 14 mayo, 2010  

¿Por qué no le exigimos a nuestros políticos que , al menos, no nos tomen por idiotas?
Cómo es posible que con el esfuerzo que nos pide nuestro presidente de gobierno, haya un sólo político: concejal, presidente de comunidad autónoma, senador o consejero que no se rebaje el sueldo. Y el Rey, también.
Muy buena entrada Thornton.

José Martón 14 mayo, 2010  

Interesantísimo escrito que me hace pensar en la situación de los medios de comunicación y los voceros, tan raquíticos intelectuales, que vemos y oímos muy a menudo.
La información del significado de patrono y cliente explica también el sentido del dicho de un comercio antiguo y conocido “antes mis clientes que mis parientes”.
El artículo rezuma profunda formación clásica del autor.
Enhorabuena,
Saludos Pepe

Thornton 14 mayo, 2010  

Parker, espero que eso que reclamas, se cumpla.
Y no te olvides de las empresa con altos beneficios, las grandes fortunas, los directivos de oro...
Un saludo.

Thornton 14 mayo, 2010  

Martón, la próxima entrada en mi blog trata sobre los medios de comunicación precisamente. No nos los merecemos.
Un saludo.

Ángel Paniagua 14 mayo, 2010  

Me alegra mucho verte también por aquí, y con ese pedazo de entrada rebién dicha. Bueno, al punto: lo primero que hay que lograr (sumando gritos o firmas o lo que narices haga falta) es algo a lo que ellos (los políticos, especialmente los de PP y PSOE) no están dispuestos: cambio de la ley electoral para que las listas sean abiertas. Hace como un par de meses o tres, a propuesta de IU creo, se trató en el Congreso (más bien se mencionó de pasada el asunto en la correspondiente comisión o subcomisión) una modificación que evitará la sangrante desproporción actual entre porcentaje de votos y escaños obtenidos según sean partidos nacionales o autonómicos, y se desechó casi de entrada, cómo no, con los votos sumados de PP y PSOE. En eso no les cuesta nada estar de acuerdo...

Un abrazo, Th., y gracias por descubrirme este foro.

Thornton 14 mayo, 2010  

Ángel, no puedo estar más de acuerdo contigo. Esta ley electoral es demasiado injusta, pero como bien dices será muy dificil modificarla.
Eso no nos impedirá gritar y firmar donde haga falta.
Hoy nos hemos encontrado dos veces. Doble gozo.
Un abrazo.

Isabel Martínez 15 mayo, 2010  

En silencio lo sufrimos, como bien dices, querido Thornton, pero hoy quiero gritar, porque lloro. Me duele España, como hacía años que no me dolía. Me duele todo lo que está ocurriendo. Me duele que unos que se autodenominan "socialistas" la emprendan con funcionarios, pensionistas, madres recién paridas y dejen libres y a sus anchas a los bancos y a quienes detentan el mayor poder adquisitivo. Lloro y me duelo, como se dolían los poetas de hace cincuenta años. Estoy viendo cosas que avergüenzan mi memoria, porque quien pierde el respeto por los valores por los que ha luchado, es un títere manejable por los de siempre. Y lo de Garzón, otra puñalada más.
¿Qué fue de nuestros sueños? ¿Qué fue de nuestro esfuerzo por conseguir una sociedad más justa y equitativa? ¿Caminamos hacia delante o retrocedemos? ¿Tendremos, de nuevo, que ponernos en pie y luchar contra tanta impostura? Creo que los acontecimientos de estos días no nos dejan otra opción.
Estupenda entrada, querido Presi.
Un abrazo.

Farallón 15 mayo, 2010  

Un artículo muy bien estructurado y que te anima a gritar.
Me preocupa que los jóvenes precisamente sean los más desencantados.
Muy interesante el concepto de clientelismo. Me hace entender el comportamiento de algún que otro conocido.
Saludos.
Miguel.

Thornton 15 mayo, 2010  

Isabel, la verdad es que llama la atención que en una relación de nueve medidas sólo se vean funcionarios, parturientas, jubilados, prejubilados, ayudas a los más débiles... ¿Dónde están las grandes fortunas?¿Y las grandes empresas con grandes beneficios?¿Y esos directivos de sueldos estratosféricos?
Al mismo tiempo me pregunto ¿por qué? Por amiguismo seguro que no. ¿Cuál es el verdadero motivo?¿Por qué no lo explican? No cabe duda que si hay que suspender a este gobierno, el primer cate es en pedagogía.
De Garzón, qué decir. Ha sido sencillamente una cacería. No creo que existan condenas por prevaricación con votos particulares en contra y con cientos de jueces en contra. La extrema derecha está aquí, la notamos.
Un beso.

Thornton 15 mayo, 2010  

Farallón, gracias por tu comentario.
Realmente es preocupante que los jóvenes se conviertan en ciudadanos pasivos. Ahí tenemos que encontrarnos, en los institutos, en nuestras fmilias y sobre todo con nuestro ejemplo.
Un abrazo.

Antònia Pons Valldosera 16 mayo, 2010  

Ya no sé qué pensar. La suspensión de Garzón por unos tecnicismos que ni entiendo ni quiero entender. Los chorizos que se pasean impunes por las calles, las medidas de austeridad de este gobierno, Bono y sus mansiones.
Me temo que si no lo soy estoy a punto de convertirme en ciudadana pasiva y desencantada!

Antonio 16 mayo, 2010  

Antonia, ciudadana desencantada, pero activa y reivindicativa, pienso que esa es la forma. El desencanto lleva al poder a los de siempre. El que calla ortorga y eso es lo que pretenden con la alienación de la TV y sus medios.
Un saludo

Mariano 16 mayo, 2010  

Antonio, seremos activos y reivindicativos, pero a mí el desencanto me va a durar una eternidad (me temo). Thornton, alguna trastienda conozco y bastantes despachos de funcionarios con poder económico que debería poner en el punto de mira de la fiscalía, si no fuera por que al final (está comprobado) el reprobado acabas siendo tú. ¡No confundir el miedo con la prudencia! De todas formas añado eso tan manido pero tan cierto "el que esté limpio de pecado, que tire la primera piedra". Saludos.

Thornton 16 mayo, 2010  

Antonia, de eso nada. Ciudadana activa, que para eso tiene las ideas claras.
Un saludo.

Thornton 16 mayo, 2010  

Antonio, ya sabes mi postura: gritar, gritar y gritar. Que no nos demoralicen.
Un abrazo.
P.D. Menudo éxito has tenido como inventor de palabras.

Thornton 16 mayo, 2010  

Mariano, esa lectura no me vale. No podemos concluir que todos son iguales y todos unos corruptos. El final sería desencanto y pasividad. Cuando no algo más ominoso.
Un abrazo.

Clara 16 mayo, 2010  

El caso Garzón nos hará avergonzarnos como españoles. Ya somos criticados por juristas extranjeros. Y Camps feliz.

Thornton 16 mayo, 2010  

Clara, Garzón triste y Camps Sonriente. El PP feliz, Pedro Jota exultante y escribiendo unos editoriales que sonrojan.
Un saludo.

cabopá 17 mayo, 2010  

Esto es un verdadero artículo de opinión...Dices cosas muy interesantes y verdades como puños
(lo levanto y te saludo)Volveré a leerlo otra vez...Y grito como Serrano, yo también estoy harta de ver escenas como la que cuenta de la Plaza del Romea...No te fastidia el otro día le dieron la Medalladeoro a la Espe,una medalla que ensalza la enseñanza privada y sobre todo católica...Es para llorar por lo que ocurre por esta Región nuestra...Yo soy de las que piensa que no nos merecemos lo que tenemos...Thornton eres magistral en tus acciones...Ya sabes, volveré
Y aquí tambien te dejo besicos...
P.D. Gracias por avisar.

Thornton 17 mayo, 2010  

Cabopá, gracias. Tenía mucho interés en conocer tu opinión.
Aquí en Murcia se han pertrechado con lo del agua y no hay quien nos los quite de encima.
Besicos.

fritus 24 mayo, 2010  

Muy certera entrada , Don Thornton, tanto que casi se queda uno sin saber que comentar por miedo de no estar a la altura.

Si después de leer esta inteligente entrada, y de quedarse con esa cita de john Stuart Mill sobre los ciudadanos activos y pasivos...uno se pone a zapear cualquier día por los canales de la tele y se fija en lo que desgraciadamente interesa a la gente ( El "apasionante" culebrón de si la Pantoja acabará o no en el talego,Belén Esteban y la enésima estupidez sobre su napia o sus relaciones familiar-conyugales, etc,,...) le entran a uno ganas de creer en teorías de conspiración ...una conspiración para el logro de la estupidez colectiva que marcha estupendamente.

Thornton 28 mayo, 2010  
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Thornton 28 mayo, 2010  

Fritus, poco tengo que añadir. Sólo decirte que coincidimos en cuanto al grado de estupidez que se gastan nuestras televisiones y los televidentes.
Le escuché en una ocasión a Bertolucci decir que la TV había acabado con la cultura popular. No andaba muy desencaminado.
Un abrazo.

Publicar un comentario

  © Blogger template Webnolia by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP